mayo 25, 2024

Septiembre es el mes de la vuelta a la rutina, pero también es el elegido por un buen puñado de turistas que disfrutan viajando justo cuando el resto de la población está de vuelta. Para todos aquellos que lo eligen para desconectar y disfrutar de sus vacaciones, Paraíso de los pinos es el destino ideal, pues ofrece la serenidad y el placer de descubrir la mágica isla de Formentera huyendo de las masificaciones y el estrés.

Desestacionalizar el turismo

Formentera ofrece un sinfín de posibilidades, también durante los meses menos turísticos del año que, curiosamente, cada vez elige más gente para disfrutar de sus semanas de descanso. Es el destino perfecto pues la tranquilidad y el ambiente nada tiene que ver con los meses de mayor afluencia que pueden llegar a provocar el efecto contrario al que se busca cuando uno está de vacaciones: aumentar los niveles de estrés. Un factor que desaparece en cuanto uno pone un pie en este complejo de villas y suites, rodeado de sabinas, pinos y buganvillas, y donde la quietud lo inunda todo invitando a descubrir un clima mucho más auténtico y real de esta mágica isla.

En este sentido, Paraíso de los pinos tiene mucho que decir, pues en su filosofía está muy presente ofrecer al visitante una experiencia única, que no solo se centra en los meses más turísticos, recuperando los ritmos propios y un estilo de vida propio a través de sus excelentes instalaciones de 29 acogedoras suites y 6 exclusivas villas que reflejan la esencia de la isla en la sencillez de su decoración y en los materiales naturales usados. Un equilibrio perfecto entre diseño, autenticidad y compromiso con el entorno maximizando la comodidad y familiaridad de cada espacio. Sus villas de estilo tradicional balear, de paredes encaladas y con una decoración puramente mediterránea con aire contemporáneo, son la opción perfecta para aquellos visitantes que buscan la independencia y discreción de un alojamiento exclusivo.

El sabor de una isla única

Formentera se vive, se siente… y se come. En Es Mal Pas, el restaurante de Paraíso de los pinos, ofrece una honesta propuesta gastronómica defensora del sabor, el producto de calidad y las recetas con un marcado acento mediterráneo y una buena dosis de vanguardia. Totalmente integrado y comprometido con la naturaleza singular de Formentera, Es Mal Pas es capaz de sorprender con platos donde los ingredientes se combinan entre sí de manera novedosa, realzando sus propios sabores con una sutileza que se traduce en una carta que acoge propuestas a base de pescado y marisco, también con las mejores carnes, la exquisitez de la simpleza de las verduras y hortalizas o a través de deliciosas recetas de arroz.

Viajeros y viajeras que ahora empezáis a hacer maletas… Paraíso de los pinos es el destino ideal para bajar revoluciones y disfrutar de la paz de una isla llena de magia y buena energía.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *