Celebrando el Día Internacional de la Croqueta en Pucará, un rincón de Perú en el nuevo barrio gastronómico de Chamartín

Este bocado de auténtica felicidad se celebra en Pucará con dos tentadoras y creativas versiones, las croquetas de ají de gallina y las de osobuco y tuétano. Una deliciosa reinterpretación de grandes clásicos de ambos países para reconfortar paladares.

Pucará no solo se ha convertido en un referente gastronómico en Chamartín, sino que ha sabido honrar la esencia de la cocina peruana a través de estas creaciones culinarias únicas. Su enfoque renovado, pero respetando las tradiciones y jugando con los sabores, ha conquistado a los amantes de la buena comida.

Con la llegada del Día Internacional de la Croqueta el 16 de enero, Pucará se prepara para hacer las delicias de todos con este pequeño bocado de felicidad. Las croquetas evocan recuerdos y sensaciones como pocos platos. Una tentación difícil de resistir que en Pucará se puede degustar con dos variantes más audaces y creativas, que transportan a lugares de nostalgia culinaria.

 

Respetando así la tradición y jugando con las texturas en el restaurante se podrán degustar las croquetas de ají de gallina y las de osobuco y tuétano. Ambas propuestas de increíble sabor, pero lo que hace que estas croquetas sean realmente excepcionales es su particular elaboración en la que no se emplea bechamel. Esta singularidad en la preparación preserva la esencia de guisos tradicionales peruanos, otorgando a las croquetas una textura más robusta y auténtica, un deleite irresistible.

 

Las croquetas de ají de gallina capturan la esencia misma de la cocina peruana. El ají de gallina es un plato icónico en Perú, y trasladarlo a una croqueta es un homenaje a su sabor profundo y cautivador. La mezcla de sabores, sutileza de la salsa de aceituna botija con la que se acompaña y la cremosidad de su relleno hacen de estas croquetas una verdadera joya gastronómica.

 

Por otro lado, las croquetas de osobuco y tuétano llevan la experiencia culinaria a otro nivel. La combinación de la jugosidad del guiso de osobuco con la riqueza del tuétano crea una sinfonía de sabores difícil de describir.

Como no solo de croquetas vive el hombre, el restaurante ofrece una carta variada donde disfrutar de ceviches, tiraditos, causas, saltados y otras maravillas.

 

Maridajes 

La complejidad de sabores y texturas de las croquetas de ají de gallina se equilibra a la perfección con un vino blanco seco, un vino natural o un pisco sour. La frescura del vino o la acidez y dulzor del cóctel peruano complementan y realzan los matices del plato.

En cuanto a las Croquetas de Osobuco y Tuétano, su intensidad pide ser acompañada con un vino tinto de cuerpo medio. La estructura y los taninos del vino tinto enriquecen la experiencia, elevando los sabores de la carne y el tuétano, creando una armonía increíble.

 

PUCARÁ

Dirección: Príncipe de Vergara, 200 | Madrid

Horario: martes a sábado de 13.00 h. a 16.00 h. | 20.00 h. a 23.00 h.

Domingos de 13.00 h. a 16.00 h. 

Teléfono de reservas: 651 560 709

Precio medio por persona: A partir de 30 € 

 

 Para más información no dudéis en poneros en contacto con:

Yolanda Fernández

Tel.: 600 474 625 | yolanda@comunicagastro.es

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *